Aceite de coco extra virgen, un componente muy sabroso y sano

El aceite de coco extra virgen se obtiene al prensar la pulpa del coco en frío, y en esta operación no interviene ningún proceso físico ni químico. El aceite de coco extra virgen es un alimento muy saludable y recomendado para utilizar en comidas muy variadas. En los últimos tiempos, se ha popularizado su uso tanto con fines cosméticos como culinarios.

Entre los beneficios que tiene el consumo de este tipo de aceite para nuestra salud se encuentra la función inmunológica contra bacterias y virus. Esta función protectora es consecuencia de su alto contenido en ácido láurico. Además, tiene un importante poder saciante, con lo que ayuda a adelgazar y aporta energía a nuestro cuerpo. Se trata de un componente especialmente indicado para deportistas, ya que les ayuda a recuperar las energías y sentirse mucho más plenos.

 

Una receta sabrosa con aceite de coco extra virgen

 

El aceite de coco extra virgen ofrece muchas posibilidades en la cocina, desde sofritos hasta frituras, pasando por el salteado de verduras y proteínas. No es buena idea, sin embargo, emplearlo como aliño, ya que se solidifica por debajo de los 24 grados centígrados.

 

Una receta llamativa y muy sabrosa para utilizar este producto es el brownie de chocolate. El aceite de coco extra virgen es un ingrediente ideal para ser utilizado en muchos postres. En el caso del brownie, los ingredientes necesarios son:

  • 3 huevos
  • una tableta o tableta y media de chocolate
  • alrededor de 200 gramos de azúcar moreno
  • 90 gramos de harina de trigo
  • 35 gramos de cacao en polvo
  • mantequilla
  • sal
  • aceite de coco virgen extra

 

En primer lugar, para hacer esta receta, hay que añadir en un bol el chocolate ya machacado junto a tres cucharaditas del imprescindible aceite de coco extra virgen. El conjunto ha de ser derretido poco a poco, en intervalos de 30 segundos. El segundo paso consiste en añadir el azúcar moreno y en mezclarlo todo con una batidora. A continuación, es necesario agregar los huevos y seguir removiendo. Después, llega el turno de incorporar a la mezcla la harina y una cucharada de sal. Para terminar, hay que engrasar con mantequilla una fuente de horno. El fondo y las paredes se recubren con el cacao en polvo y se añade la mezcla del brownie. El resultado se hornea durante 30 minutos a 180 grados de temperatura.

Con esta receta de brownie hemos logrado un plato delicioso y saludable que muestra las grandes posibilidades del aceite de coco extra virgen en la cocina.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *